Cómo Iniciar un Negocio Como Inmigrante

By enero 17, 2022 enero 18th, 2022 uLink Blog, uLink Blog Spanish

Durante años has soñado con construir un negocio. 

Has imaginado tus productos, tus clientes y la persistencia de tu compañía. 

El plan para tu negocio está firmemente en tu mente. 

Ahora, es el momento de hacerlo realidad. 

¡Utiliza esta guía rápida para seguir los procedimientos legales necesarios para que tu negocio despegue!

Empresas de Inmigrantes en los EE. UU.

Los inmigrantes dueños de negocios son la columna vertebral de la economía de Estados Unidos. 

De hecho, los inmigrantes son mucho más emprendedores que los ciudadanos estadounidenses nativos.

Según estudios recientes, los empresarios inmigrantes comprenden casi el 22% de todos los propietarios de negocios, a pesar de representar solo el 13% de la población total.

Según Forbes, hay más de 3.2 millones de inmigrantes dueños de negocios  en Estados Unidos, y se espera que ese número se dispare. De hecho, para 2050, las empresas con dueños latinos representarán  casi el 30% de toda la población de los Estados Unidos.

Todas estas estadísticas confirman la exitosa historia de los inmigrantes dueños de negocios y, al mismo tiempo, predicen un futuro aún más brillante. 

1. Obtén la Aprobación del Gobierno Federal

No es necesario ser ciudadano estadounidense (o incluso titular de una tarjeta de residente permanente) para abrir un negocio en los Estados Unidos. 

Sin embargo, si aún no tienes la ciudadanía, deberás obtener la aprobación federal antes de establecer tu negocio. 

Hay varias clasificaciones a las que puedes aplicar, incluyendo:

EB-1 Visa

Destinado a “trabajadores con prioridad”, el EB-1 está disponible para ciudadanos extranjeros de acuerdo con las siguientes categorías: 

  •  Aquellos que demuestren “habilidad extraordinaria”, ya sea en las ciencias, las artes, la educación, los negocios o el atletismo. Haz clic aquí  para ver la lista completa de criterios para demostrar una habilidad extraordinaria. Si cumples con al menos tres de los diez criterios (o proporcionas evidencia de un logro notable de una sola vez), calificarás para una visa EB-1. 
  • Aquellos que demuestren evidencia como un “profesor e investigador sobresaliente “y tengan al menos tres años de experiencia en su área académica particular. Si cumples con al menos dos de los seis criterios enumerados aquí  (y proporcionas una oferta de empleo de un empleador de los Estados Unidos), serás elegible para una visa EB-1.
  • Aquellos que califican como “gerentes y ejecutivos multinacionales” y son solicitados por un empleador estadounidense para unirse a su empresa. Esta empresa debe tener una “relación calificada” con el negocio para el cual el solicitante trabajó fuera de los Estados Unidos (es decir, como matriz, afiliada o subsidiaria), y debe emplearlos en una capacidad gerencial o ejecutiva.

Haz clic aquí para obtener más información. 

 

Visa de Inversionista por Tratado E-2

Esta clasificación está disponible para inmigrantes que buscan invertir en un negocio existente o establecer el suyo. 

Con una visa E-2, se te otorgará una estadía inicial de dos años (con acceso a extensiones ilimitadas de dos años).

De acuerdo con el Departamento de Servicios de Ciudadanía e Inmigración de los Estados Unidos, los requerimientos para la visa E-2 incluyen:

  • Tener nacionalidad de un país con el que los Estados Unidos mantiene un tratado de comercio y navegación; 
  • Estar activamente en el proceso de invertir (o ya haber invertido) una cantidad sustancial de capital en una empresa estadounidense de buena fe; y 
  • Estar en (o buscando estar en) los Estados Unidos con el único propósito de desarrollar y dirigir la empresa a invertir. (Debes comprobar tener el 50 por ciento de la propiedad de la empresa o tener control operativo a través de una posición gerencial u otro puesto corporativo).

Haz clic aquí para obtener más información. 

 

EB-5 Visa

A diferencia de la visa E-2, la EB-5 tiene requisitos financieros específicos.

Por ejemplo, los empresarios extranjeros deben invertir al menos $1 millón en un negocio en particular, o $500,000 si ese mismo negocio se encuentra en un “Área de Empleo Objetivo” (TEA), es decir, regiones rurales o áreas con desempleo superior al promedio.

En segundo lugar, los empresarios extranjeros también deben crear al menos diez nuevos empleos a tiempo completo para obtener una visa EB-5.

Si bien los requisitos son exigentes, la clasificación EB-5 puede conducir a la residencia permanente en los Estados Unidos (y, finalmente, a la ciudadanía). 

Si quieres saber más sobre la Visa EB-5, haz clic aquí para obtener más información.

Nota: los requisitos para la Visa EB-5 están bajo el escrutinio del gobierno en este momento, ya que algunas partes tienen la intención de aumentar la inversión mínima a $1.8 millones (o $ 900,000 en un TEA). Asegúrate de estar al tanto de cómo se desarrolla esto.

2. Selecciona la Estructura de tu Empresa

Los inmigrantes dueños de negocios tienen dos estructuras de compañía para elegir: una compañía de responsabilidad limitada (LLC) o una Corporación C.

Ambas tienen méritos significativos que vale la pena considerar.

Los Beneficios de una Corporación C 

Bajo una Corporación C, eres visto como un “accionista”, y tu negocio es reconocido como una entidad legal y fiscal separada. 

Esto es muy importante, ya que garantiza que tus activos personales estén protegidos por cualquier deuda en la que pueda incurrir tu empresa. Además, gracias a las leyes de “existencia perpetua”, tu corporación continuará operando incluso en caso de bancarrota (o peor, muerte). 

Sin embargo, hay una desventaja potencial de una corporación C: la doble imposición. En otras palabras, mientras que la empresa tendrá que pagar impuestos sobre sus ganancias, los accionistas individuales (como tú) tendrán que hacer lo mismo. 

Los Beneficios de una LLC

Como propietario de una compañía de responsabilidad limitada (LLC), todas las ganancias fluyen directamente a ti, no a los accionistas.  

Además, puedes optar por pagar los impuestos de tu negocio en tu declaración de impuestos personal anual en lugar de declaraciones separadas para ti y tu negocio, una característica conveniente y potencialmente rentable. También puedes elegir ser gravado como una Corporación C, dependiendo de tu situación financiera. 

De esta manera, las LLC son vistas como una estructura de empresa híbrida.

Sin embargo, a diferencia de las corporaciones C, las LLC no requieren reuniones de accionistas o una junta directiva. Tal simplicidad ayuda a disminuir las molestias administrativas al tiempo que promueve su supervisión personal de la empresa.

3. Registra tu Negocio

Después de seleccionar la estructura de tu negocio, deberás registrar tu empresa en un estado en particular. 

Aunque hay muchos factores a considerar, estos dos elementos suelen ser lo más importante para los inmigrantes propietarios de negocios: 

  • Impuestos estatales: Además de los impuestos federales, tu empresa estará sujeta a una variedad de impuestos, incluido el impuesto estatal sobre las ventas, el impuesto estatal sobre la renta corporativa, el impuesto sobre la propiedad personal, el impuesto al valor agregado (IVA) y muchos más.
    Haz clic aquí para ver una lista completa de los estados más amigables para los negocios en Estados Unidos.
  • Impuestos de LLC: Mientras que algunos estados requieren un impuesto anual de franquicia basado en su ingreso total ganado, otros estados ofrecen una tasa baja y fija. Estos impuestos varían ampliamente de un estado a otro y se enumeran a detalle  aquí.

Después de identificar el estado correcto para tu negocio, puedes registrar oficialmente tu empresa. 

Al seleccionar el nombre comercial de tu empresa (o nombre para “hacer negocios” (DBA)), asegúrate de que el título no interfiera con las marcas comerciales de otras compañías o productos existentes. 

Después, si aún no tienes un número de Seguro Social (SSN), deberás obtener tu número de identificación de contribuyente individual (ITIN), que el IRS requiere para todas las empresas con sede en los Estados Unidos.

Para solicitar tu ITIN, haz clic aquí.

Con tu ITIN, podrás solicitar tu número de identificación de empleador (EIN), que te permite pagar impuestos federales, contratar empleados y solicitar licencias y permisos comerciales.

Para solicitar tu EIN, haz clic aquí.

Con tu ITIN y EIN, podrás abrir una cuenta bancaria corporativa y solicitar préstamos. 

A partir de ahí, estarás realmente listo para los negocios. 

Comienza

Te estás embarcando en la realización de un sueño. 

Siempre que te enfrentes a contratiempos y desafíos, recuerda la visión que inspiró por primera vez tu negocio. Aférrate a esa pasión esencial, y los resultados seguirán. 

En uLink, admiramos tu ambición y estamos emocionados de ver lo que creas.

Mientras construyes tu negocio, estamos aquí para ayudarte a apoyar a tus seres queridos en casa. Con excelentes tipos de cambio y tarifas que comienzan desde $0, puedes enviar más dinero a casa que nunca. 

A kilómetros de casa, a solo unos minutos de distancia con uLink.

Envía Dinero Ahora

Copy link